ernestoc__nesofsky

¿Tiene un DECORADOR que tener buen gusto?

Gestión Estética
el último mes
última modificación:el último mes

Estimados lectores:

Ante la sequía de consultas que los profesionales contestamos con prontitud y devoción, se me ocurre que un tema de debate, puede servir de argumento, para romper el silencio de los seguidores de la página.

En cuanto a lo de "Buen" o "Mal", debiera haber unanimidad, pues un concepto es contrario al otro y es tan sencillo en apariencia, como distinguir el Blanco del Negro. Sin embargo toda persona se cree con gusto, o con poco gusto, pero rara vez se definirá de "mal gusto", pues tendemos a creer que es de buen gusto, lo que se ajusta más o mejor a lo que creemos nuestro "BUEN GUSTO". Ocurre sin embargo, que lo que creemos nuestro gusto, viene determinado por algunos factores genéticos y por tanto, innatos y el resto, para mi más del 80%, va a depender de lo que nos haya ido impregnando, nuestro particular recorrido por la vida. "Lo que uno ama en la infancia, se queda en el corazón para siempre." (Rousseau) De todo ello se deduce, que lo que llamamos "nuestro gusto", ni es "nuestro", ni es "gusto".

Un DECORADOR es un ARTISTA y un TECNICO. Lo ideal es que fuera una de ambas cosas en la misma medida o proporción, que la otra. Sin embargo, la diferencia entre ambas, marca el ESTILO del profesional y es éste, el que justifica la "entrega" de su "cliente". Trasladar la configuración de nuestra idea de hogar a un tercero, es todo un acto de fé. Tenemos que estar dispuestos a reconocer, que el resultado que vamos a obtener, es MUCHO MEJOR, que el que hubiéramos logrado, actuando por nuestras íntimas creencias o impulsos.

Un DECORADOR, no debiera tener un SOLO GUSTO. Yo concretamente tengo muchos y todo se reduce a pasar por un filtro virtual, las diferentes informaciones y las opciones posibles. Hace ya tres años, que publiqué en estas páginas la rehabilitación de mi casa de campo y la respuesta más negativa que recibí, es que mi trabajo "no aportaba nada". Por supuesto, no estaba a la moda y eso está siendo parte de su mayor éxito. No está hecho a mi gusto, sino a uno de mis gustos. Si tengo ocasión de proyectar una casa mínima y adaptada a los últimos años de mi vida, la haré con los elementos más futuristas, avanzados e inéditos de los que pueda disponer. El comentario, será radicalmente distinto. Aportará mucho y seguramente DEMASIADO, como para servir de modelo o ejemplo a otros, que sin apenas darse cuenta, se dejan influir por modas o soluciones, estadísticamente más frecuentes.

Aquí van unas panorámicas de "ojo de pez" de mi casa de campo y una imagen extraida de HOUZZ, que representa la síntesis de la casa de la que saldré con los pies por delante.

Espero haberos dado, motivos de meditación.













Lo siguiente si aportará algo:


Comentario (1)

España
Personalizar mi experiencia con el uso de cookies

Al continuar en este sitio o utilizar esta aplicación, acepto que el grupo Houzz pueda utilizar cookies y tecnologías similares para mejorar sus productos y servicios, ofrecerme contenido relevante y personalizar mi experiencia. Saber más.